domingo, 6 de septiembre de 2015

JAMONCITOS DE POLLO ESTILO CAJÚN





Vamos a viajar al sur de Estados Unidos para toparnos con el estilo Cajún. Una mezcla de culturas, nacionalidades y raíces que dieron lugar a todo una explosión de sabores en una gastronomía de lo más potente y variopinta. Prevalecen las especias y el "aspecto rústico", además de alegrar los platos y los paladares con un toque picante. Nosotros cocinamos una cena a cámara rápida basándonos en ese estilo pero adecuándolo a nuestra despensa. Dejaos llevar, como siempre digo, por vuestra imaginación e intuición. El resultado seguro que es espectacular. ¡Mandiles arriba!


Ingredientes (2 personas)

4 jamoncitos de pollo
Panko (pan rallado japonés)
1 cdita de pimentón picante
1 cdita de comino
1 cdita de jengibre en polvo
1 cdita de cebolla en polvo
1 cdita de ajo en polvo
1 cdita de cúrcuma
1 cdita de tomillo
Perejil fresco picado
1 huevo XL
Sal y pimienta
Aceite de Oliva
Agua para cocer

Para las patatas fritas
2 patatas
Ajo en polvo
Perejil
Sal
Aceite para freír 

Tiempo: 30 minutos







Hervir el pollo

Limpiamos los jamoncitos de pollo y les retiramos la piel. 

Ponemos a calentar una olla con agua y sal y cuando hierva añadimos los muslos de pollo y dejamos cocer a fuego moderado unos 15-20 minutos.

NOTA: Esto hará que el pollo quede bien cocinado por dentro y así podamos freírlo a fuego vivo luego para garantizarnos un rebozado crujiente.

El rebozado

Mientras tanto echamos en un bol o en un plato el Panko (se puede sustituir por pan rallado común) y añadimos todas las especias. Mezclamos bien. En otro plato batimos el huevo.


Calentamos una sartén con abundante aceite de oliva y empezamos el proceso. Pasamos los jamoncitos de pollo por el huevo batido y luego los cubrimos bien con el rebozado.

Los freímos por tandas a fuego vivo hasta conseguir una corteza crocante y un bonito color dorado. Sacamos a un plato con papel absorbente y terminamos las tandas.

Por otro lado pelamos y lavamos las patatas. Las cortamos en bastones y luego en cuadraditos. Las freímos en abundante aceite de oliva. NOTA: Primero a fuego suave (para que se hagan por dentro) y luego subimos la potencia para dejarlas doradas por fuera. Salpimentamos y les añadimos ajo en polvo y perejil picado.

Emplatado

Colocamos una "cama" de patatas fritas  y disponemos los jamoncitos de pollo encima. Podemos acompañar de una buena y casera salsa barbacoa (aquí te dejo MI RECETA). Nada más, sólo os queda arremangaros y disfrutar de este sencillo y sabroso plato sureño. ¡Que aproveche, hitchcookianos!


2 comentarios:

  1. Estos jamoncitos están pidiendo que les hinquemos el diente!
    Madre mía, que pinta!
    Felicidades!!!

    ResponderEliminar
  2. Waaaah ¡¡qué pintaza!!

    Y qué buena idea lo de cocerlos un poco primero para que quede luego bien el rebozado. ¡Una receta de 10!
    Gracias por compartir.

    ResponderEliminar